Si se queda, debe cambiar la lejanía de José Pékerman con las selecciones juveniles de Colombia

A pesar de ser un formador por naturaleza, hubo un alejamiento de José Pékerman con las selecciones juveniles de Colombia en los últimos años que no ha gustado.

Aunque no se hizo oficial, trascendió que este viernes 17 de agosto se llevará a cabo una reunión con el presidente de la Federación Colombiana de Fútbol y el DT gaucho de cara a lo que va a ser la definición del futuro de ‘la Tricolor’. Y aparte de los problemas y discusiones que hay con el empresario Pascual Lezcano y los temas económicos, el tema de los José Pékerman con las selecciones juveniles de Colombia inquieta y preocupa.

Es claro que el argentino tiene una carrera como técnico en la cual se dio a conocer como formador y gestor de equipos juveniles; los títulos conseguidos con Argentina en los Mundiales Sub-20 de Catar 1995, Malasia 1997 y Argentina 2001 así lo reflejan. Estos logros se dieron con el impulso de muchos jugadores al profesionalismo y en un gran número llegaron a alimentar el seleccionado gaucho de mayores en años subsiguientes.

Sin embargo, en Colombia, desde su llegada en el año 2006, se acordó que él no iba a encargarse de los seleccionados juveniles y su equipo técnico tampoco. La relación se limitó a tener vínculo lejano y desde su posición empezó a darle la oportunidad a los jugadores de los procesos de otros técnicos locales que comandaron los proyectos, independientes de la idea que se ha tenido en el equipo de mayores.


El provecho que ha sacado José Pékerman con las selecciones juveniles de Colombia

Obviamente no se puede decir que hubo una ruptura total en la relación con los técnicos de estos equipos, ya que la promoción de jugadores se dio  por y hubo oportunidades en los momentos justos a jugadores importantes que ya habían trabajado y acercado al proceso de selecciones nacionales.

Nombres como Reinaldo Rueda, Eduardo Lara y Carlos Restrepo fueron quienes trabajaron en las juveniles a figuras de la talla de James Rodríguez, Edwin Cardona, Juan Fernando Quintero, Luis Fernando Muriel, Santiago Arias, Éder Álvarez Balanta, Jeison Murillo, Cristian Bonilla, Wilmar Barrios, Sebastián Pérez, Davinson Sánchez, Yerry Mina, Duván Zapata, Miguel Ángel Borja entre los casos más recordados.

Este grupo de jugadores ha significado un recambio necesario, por la partida de tantos otros experimentados, y ellos mismos han sido los constructores de las clasificaciones y campañas a los Mundiales Brasil 2014 y Rusia 2018. Pero no se puede volver a repetir esta idea de 'proyectos paralelos' que se encuentran por necesidad y coyuntura de edad.

Y ejemplos como los de Francia, Bélgica, Inglaterra, entre otros que obtuvieron buenos resultados en el Mundial Rusia 2018, mostraron que la idea debe ser global de cara a las competencias de primer nivel en el futuro y no solo impulsar jugadores para llegar a un equipo de mayores. Peso es claro que el proyecto principal debe ser Catar 2022.


Por eso se pide que, en caso de seguir, la relación de José Pékerman con las selecciones juveniles de Colombia sea mucho mayor y casi que se encargue de estas para empezar a pensar a largo plazo con una nueva generación que llegará a los torneos de mayores en el futuro.

Por Miguel Ruiz Morales – @MigueRuiZ
Subeditor ComuTricolor.com

>>Más novedades del fútbol colombiano en ComuTricolor<<

¡Sin Messi y sin muchos otros!¿Se desvirtúa el partido con tantos jugadores nuevos?

Posted by Comutricolor on Thursday, August 16, 2018