Robinho sería fuertemente sancionado por empujar a árbitro

Robinho sería suspendido por 12 fechas sin poder jugar en Brasil tras empujar al central del juego que disputó el Santos ante Botafogo. Al crack no le gustó que el árbitro Dewson Freitas da Silva lo amonestara por supuestamente fingir una falta, lo que significó su expulsión del encuentro por doble tarjeta amarilla. ¿tiene razón el juez?