'El negro no se vende' coreaban anoche los hinchas de River

Como desde su debut en River, el colombiano la rompió en el Monumental y fue una de las figuras junto a Barovero para conseguir la clasificación a los octavos de final de la Copa Sudamericana. ¿Se quedará en La Banda?

Sólido y rígido por fuera, sensible y preciso por dentro. Eder Álvarez Balanta la rompió una vez más con la camiseta del Más Grande y con lágrimas en los ojos se despidió de un Monumental repleto que coreaba su sobrenombre. El defensor que jugó apenas 15 partidos en River demuestra la seguridad de un hombre experimentado y toda la firmeza de un marcador central con futuro europeo.


“La gente es increíble. Uno siempre tiene sueños en la vida y esto es hermoso. No tengo claro si me voy a ir o no, la verdad es que tengo la cabeza en River y quiero que al club le vaya bien”, aseguró el colombiano minutos después de que finalizó el partido y la institución de Núñez avanzó a los octavos de final de la Copa Sudamericana.

Solo un error cometió en el primer tiempo que pudo terminar en gol de San Lorenzo, pero la contundencia de Barovero culminó con el deseo de algún jugador que no era arremetido por Balanta. El Negro luchó todas, ganó la mayoría y, como hace siempre, levantó al público Millonario que fue en el empate que sirvió para seguir con vida en la competencia internacional.

“Después de tanta lucha y de tanta entrega es importante esta victoria y de seguir haciendo las cosas bien para que se nos den los resultados”, cerró el pibe de 19 años

 

Fuente: riverplate.com