Camilo Zuñiga atado al Barcelona según Diario Sport

La dirección deportiva del FC Barcelona no limita su trabajo a la renovación de contratos o al seguimiento de posibles incorporaciones para el eje central de la defensa o la portería.

El club está elaborando asimismo informes sobre otras demarcaciones. Uno de los jugadores que la secretará técnica está siguiendo es Juan Camilo Zúñiga, lateral colombiano del Nápoles, equipo en el que se ha convertido en un jugador imprescindible para sus técnicos -el actual es Rafa Benítez- y muy apetecido por los principales clubs europeos, entre ellos Juventus o Inter de Milán.


El Barcelona lleva tiempo elaborando informes de este jugador de 27 años (en diciembre cumplirá 28) que destaca principalmente por su capacidad ofensiva, sin olvidar la faceta defensiva. Además Zúñiga posee una de las virtudes que más gusta al actual técnico barcelonista, Gerardo Martino, y es que puede ubicarse en diversas demarcaciones, no solo en ambos laterales, sino también ocupar posiciones más adelantadas como intererior tanto por la banda derecha como por la izquierda.

CLÁUSULA PRO BARÇA

Sabedor del interés de muchos equipos europeos, incluído el Barcelona, el Nápoles contactó con el jugador para ampliar un contrato que finalizaba el próximo 30 de junio. Zúñiga, pese estar muy a gusto en el Nápoles, era reticente a ampliar el contrato ya que era consciente que con la carta de libertad serían muchos los equipos europeos que podrían estar interesados en ficharlo a partir de esta fecha.

El jugador, además, sabía que el Barcelona había estado siguiéndole en diversas ocasiones por lo que dudaba en aceptar la oferta del Nápoles pese a un notable incremento de su ficha ya que pasaría a percibir 3 milones y medio de euros.

Finalmente hubo acuerdo entre el Nápoles y Zúñiga y el jugador seguirá siendo jugador del club napolitano hasta junio del 2018. Sin embargo, el defensa colombiano ganó su pequeña batalla por lo que se refiere a la claúsula escapatoria. El Nápoles percibirá 45 millones de euros si un club quiere ficharle… salvo que éste sea el Barcelona. Zúñiga logró que el Nápoles aceptase una cláusula por si la entidad barcelonista finalmente se decide a entablar negociaciones para su fichaje. Si es así, la cláusula sería de 15 millones de euros aunque el Barcelona intentará negociar con el Nápoles una rebaja de esa cifra.

Por el momento, el Barcelona se ha limitado a recabar informes sobre el defensa colombiano, sin haber iniciado ningún tipo de conversaciones ni con el jugador ni con el club italiano. Sin embargo, la entidad barcelonista quiere tener controlado a un jugador que puede ocupar cualquiera de los dos bandas y estar atentos a la posibilidad de que este mes de junio alguno de los laterales del equipo abandone la entidad

camilo-zuÑiga-barcelona

 

Fuente: Sport.es